Desde tiempos antiguos, los rituales esotéricos siempre están vinculados de una u otra manera con uno o varios de los elementos conocidos (tierra, agua, aire, fuego), estos de alguna manera potencian el resultado…